jueves, 10 de septiembre de 2009

Francis Bacon en Madrid

Del 3 de febrero al 19 de abril estuvo en Madrid la exposición retrospectiva dedicada al genial pintor irlandés. Tuve la suerte de poder visitarla y debo deciros que me encantó. Bacon era uno de mis pintores contemporáneos favoritos pero desde que vi, en vivo, sus cuadros puedo deciros que es el que más me llega. Para mí un buen artista, sea cual sea su campo de acción, lo es (bueno) si trata de transmitir su propia esencia en lo que hace, lo que podríamos denominar su alma. Bacon nos habla de sus miedos, sus amores, sus fobias y filias con un lenguaje plástico que a mí me asombra. Su concepto del color, la composición y el dibujo muestran un hombre honesto con lo que hace, un pintor que quiere entender la pintura y, por ende, a sí mismo. La exposición tiene tres centros neurálgicos: La Tate Gallery de Londres, El Prado y el MOMA de Nueva York y es la única oportunidad de ver casi 80 cuadros reunidos que resumen su evolución. La foto la hice de estrangis, entre nosotros ;)

5 comentarios:

G. ROBLES dijo...

Yo también estuve allí, y me encantó. ¿te acuerdas de Velicovic?. Un abrazo.

Juan dijo...

Yo no la vi, pero me encanta ese mamoncete atormentado.

Chema Lajarín dijo...

velicovik, molaba bastante, ¿eh?

sí juan, podría haber pertenecido a los rapifes, hahaha

D Marco dijo...

A mi el Paquillo Tocinos nunca me ha gustado, pero desde que me hablaste de él he comenzado a apreciarlo un poco, a entenderlo cuando menos...

por ciereto, el color del fondo no es diarréico, es más bien helado de abellana (nociolla), queda bien

Chema Lajarín dijo...

tú es que eres de los cansinos lópez, amigo mío...
Me tiro el pegote de atreverme a decir que desde Velázquez es el mejor pintor que ha habido (con permiso de Goya) hahahaha

polémica, polémica...
el color del fondo cambia según la pantalla desde la que se ve, en el insti, por ejemplo, tira a marrón putrefacto, aunque en los portátiles se ve bastante bien...