lunes, 6 de octubre de 2008

El vendedor de humo

El destino es la promesa de seguir.
Esta frase, sacada del anuncio ese con el que nos martillea la tele constantemente, la ha hecho suya mi amigo-hermano Santi Navarro. Así que ahora tiene entre manos Luftmensch, un nuevo libro donde reunirá los proyectos que alguna vez quedaron en el olvido. Conmigo tiene uno en ese limbo, así que lo presentaremos a la audiencia junto a los otros.

No importa la meta, caminante no hay camino, lo importante es el trayecto...Y si esta noche cenamos en el infierno guardadme sitio que me apunto.
Buena semana a todos ^_*


4 comentarios:

Juan Álvarez dijo...

Eso, a ver si se retrata el Santi y te saca alguna cosica de una vez, a ti solico, que tenemos ganas de no compartirte.

Lajarín dijo...

jejeje

Estoy en ello Juan, este año voy a ver si me hago mayor de una vez

A ver si nos vemos pronto payo...

eme dijo...

Tiene buena pinta, aunque no sé, no sé. Es broma

Lajarín dijo...

es todo un experimento eme, ya veremos
jejeje